Los barrios y las Salitreras, como eje central en celebración del #DíadelPatrimonio

En el frontis de la Corporación Museo del Salitre (CMS), se realizó la actividad central del Día del Patrimonio Cultural, logrando un colorido ambiente en el Paseo Baquedano, donde hubo un sinúmero de actividades como concurso de dibujo infantil, bailes típicos nortinos, presentación de la Banda Santa Cecilia y distinción a la comunidad Indígena de Huarasiña, que recibió el premio de Conservación Nacional. Además, en dependencias del Consejo de la Cultura y las Artes, se desarrollaron charlas sobre la temática patrimonial.
También se habilitaron paneles con información del Consejo de la Cultura y las Artes y proyectos patrimoniales ejecutados por el MOP. La Seremía de Medioambiente instaló contenedores de reciclaje. La Coordinadora Regional del Consejo de Monumentos Nacionales(CMN), Patricia Henríquez, fue la anfitriona de la actividad, denominada “Malón Urbano”, donde autoridades regionales, representantes del mundo de las Artes y la Cultura y público en general, compartieron en torno a una mesa, donde además, se degustaron productos de la cocina nortina.

El acto, presidido por la Intendenta Claudia Rojas, se inició con el tradicional toque de diana, por parte de la Banda Santa Cecilia. Concurrieron el Seremi de Educación, Francico Prieto; Seremi de Economía, David Pastén; el Director de Arquitectura del MOP, Vladimir Urias; Director de Cultura, Guillermo Word y Silvio Zerega, Director Ejecutivo de la Corporación Museo del Salitre.
SALITRERAS
El Director Ejecutivo de la Corporación Museo del Salitre, Silvio Zerega, se refirió a la historia del Sitio Patrimonio de la Humanidad Humberstone-Santa Laura, para lograr tal nominación por parte de la Unesco. Asimismo, habló sobre el estado actual de estas salitreras. Recordó que a los inicios, Humberstone y Santa Laura, cuando se pretendía la declaratoria, ésto no era favorable, porque se estimaba que construcciones de calaminas, abandonadas, estaban presentes en muchos otros sitios en el mundo.
Sin embargo, cuando una especialista enviada por la Unesco vino a Iquique y recorrió por aire la zona de las salitreras y habiendo escuchado el relato del pampino Julio Valdivia, configuró una nueva impresión y valoró la cultura que surgió en estos poblados, lo cual fue el primer paso para avanzar en el reconocimiento de Patrimonio Mundial.
También recordó Zerega, que “aquí nacen todas las inquietudes obreras, las organizaciones obreras de este país; aquí nacen los partidos políticos”, factor a considerar en la evaluación de la Unesco. Destacó también que mientras que en Europa crece enormemente la población, sus campos no daban posibilidad de alimentarlos, entonces fue el nitrato, el salitre, el que ayudó a solucionar ese problema.
“Entonces desde esta remota zona, contribuimos a que Europa, tuvieran un crecimiento agrícola importante”.
Luego, Patricia Henríquez señaló que el CMN decidió destacar a la Comunidad Indígena de Huarasiña, con el premio “Conservación Regional”, recibido por Eduardo Relos, representante de la comunidad, quien dijo que dicho pueblo “es una comunidad viva, que quiere salir adelante, especialmente a través del tema turístico”. Y pidió el apoyo gubernamental para la implementación de proyectos que les permita avanzar en esa área de turismo de intereses especiales.
Recibió el galvano de manos de la Intendenta Rojas. La intendenta señaló que el objetivo del Día del Patrimonio, instaurado en 1999 por el Ministerio de Educación, es que la comunidad tuviera un acceso más fácil al patrimonio histórico, cultural y arquitectónico; para que las personas pudiesen conocerlo y disfrutarlo.
Dijo que este año la celebración puso énfasis en que este año la celebración se centró en rescatar la cultura popular “valorando y re-significando lo que es la vida de barrio”, expresó. Para nuestra Región conocer nuestro patrimonio, nuestro pasado, nos permite entender lo que somos como país; nos permite construir para las generaciones que vienen, con una base sólida porque nace de nuestras raíces. (…) Para nuestra región permite entender que papel tuvimos en la construcción de nuestro país. Y al tener conciencia de aquello, tenemos un solo camino, que es el de sentirnos muy orgullosos de nuestra contribución”.
Dijo la Intendenta que “Tarapacá debe ser una de las regiones con mayor patrimonio material, histórico e intercultural en Chile. Nuestras salitreras son un ejemplo de eso, en ellas se moldearon los derechos laborales de Chile y con eso se cimentó el país del Siglo XX. Por eso es importante el cuidado y la valoración de nuestro patrimonio”, concluyó.